Llámanos + 34 932 076 300

 

Estrategia empresarial

 

Cuando todo el globo habla de estrategia empresarial, de analizar tú negocio y ser pro-activo a la vez que muy flexible, con mentalidad abierta al cambio. Cuando todo el mundo habla de utilizar una metodología Lean, de la cultura del esfuerzo y de salir al mercado cuanto antes haciendo test del producto con un MVP (mínimum viable product). Cuando quieres interesarte en cómo las empresas disruptivas hoy en día lo hacen para tener clientes fieles, tener incluso evangelistas entre ellos, tener productos y servicios que causan engagement con el cliente final y donde el cliente valora más el producto que el precio. Es entonces cuando te das cuenta que el nivel de información, métodos, casos de estudio y procedimientos, es tan grande que cuando más te informas más perdido te ves.

 

Por suerte hay solución, todo comienza por definir un plan estratégico para tu empresa, un camino que quieres recorrer y por el cual vas a mantenerte “más o menos”, se trata de definir un objetivo, una misión para tu empresa.

 

Cuando decides ir a París no coges una camisa y comienzas a caminar hacia la ciudad del amor. Primero consultas qué formas hay para llegar, cuánto te va costar y si tienes recursos suficientes para afrontar dicha inversión, decides si vas en coche, tren, avión o haciendo autoestop. Dudamos mucho que decidas ir haciendo autoestop y quieras llegar esta tarde mismo a tu destino, te marcarás unos tiempos, es posible que por el camino tengas que hacer algunas paradas o que debas replantear la situación. Igual a medio camino necesitas encontrar algún trabajo y perder un día para así poder comprar un billete de tren que te lleve desde ese punto a París o hasta otro punto del camino. Lo importante de verdad es que tu decisión sea ir a París, no puedes decidir ir a París y a medio camino pensar que mejor vas a New York, los recursos necesarios no van a ser los mismos y desde luego no vas a poder ir haciendo autoestop. Si ves claro este ejemplo, ¿por qué haces lo contrario en tu empresa?

 

Un plan estratégico es eso, un camino, y nosotros te ayudamos a diseñarlo con las herramientas que más te convienen. Esto no es una ciencia exacta pero es una ciencia. DEA como consultor a tu lado te ayudará a mantener tu misión y a que las desviaciones en el camino sean las mínimas y necesarias.

 

¿Por qué aceptarnos como colaboradores?, ¿cuando tienen que operarte lo haces tú mismo o dejas que un cirujano haga el trabajo?. Mejor ir de la mano de un consultor con amplia y profunda experiencia en el campo que necesitas y tú dedícate a que tu empresa sea exitosa.